22 de mayo de 2021

Paola Ponce y la visión del Observatorio Social: pobreza, ausencia del Estado y mucha solidaridad

38 veces leído

Paola Ponce, referente del Observatorio Social San Luis, el equipo interdisciplinario que presentó a mediados de abril pasado el concejal Carlos Ponce para trabajar en el abordaje de distintas problemáticas de los vecinos de la capital puntana y que actúa como nexo entre esas demandas y las instituciones responsables de dar respuesta, compartió con esta página algunas reflexiones sobre el trabajo que vienen llevando a cabo.

Pobreza, solidaridad, violencia, un deslucido rol del Estado -tanto municipal como provincial- y barreras tecnológicas que dificultan el contacto directo entre gobernantes y vecinos, son algunas de las primeras observaciones que aparecen en esta primera mirada en el territorio.
A continuación su respuesta a dos preguntas concretas: Qué es el Observatorio y cuál es el panorama que observan de su trabajo en el territorio

¿Qué es el Observatorio y qué tarea se proponen llevar adelante?

– El Observatorio es un espacio que permite un contacto directo con el vecino, y a través de ese vínculo nosotros podemos canalizar la búsqueda de alguna solución ya sea de manera directa o através de asesoramiento para generar ese puente entre ellos y quienes en definitiva serían los responsables de brindar esas soluciones que plantean los vecinos.
En líneas generales tiene dos patas muy importantes, en un primer momento el contacto con el vecino en primera persona lo cual permite tener un conocimiento real de lo que está sucediendo en la ciudad, y por otro lado poder generar un espacio de creación de contenido, de capacitaciones, de charlas, de debate, de investigaciones sobre los aspectos que, a veces sin querer, van surgiendo de la observación.
En este momento, todos los vecinos que nos han contactado a través de nuestra página de facebook, por mail o por Instagram nos han hecho llegar básicamente cuestiones que tienen que ver con los servicios públicos municipales básicos, y se advierte una ausencia de mantenimiento del estado municipal, incluso provincial en algunos casos, y los vecinos se encuentran frente a esas problemáticas en situación de indefensión, porque las vías de contacto que el Estado brinda no están siendo eficientes; el 147 no está dando respuestas como correspondería y la página Sigem tiene toda una problemática hasta de obstáculo tecnológico para la mayoría de los vecinos que no pueden acceder a esta página, porque tampoco entienden cómo funciona.
En ese sentido hay mucha inquietud de los vecinos que nosotros con el asesoramiento y la guía, incluso colaborando en la gestión del reclamo, nosotros canalizamos. Funcionamos como un ayudante.
En algunas oportunidades el contacto del vecino nos permite recibir el reclamo, ver cuál es la situación, y dentro del equipo que conforma el Observatorio analizamos cuál es la respuesta que le podemos dar y que sea lo más acorde para poder colaborar con el vecino.
Cuando observamos que la situación es más compleja, por lo que nos están planteando los vecinos, a veces a pedido de ellos, los visitamos cumpliendo con todas las medidas preventivas que impone la pandemia, coordinamos visitas al aire libre, como esta en el barrio Juan Domingo Perón y nos contactan los vecinos contándonos su situación real, y luego nosotros vemos como podemos visibilizar esa realidad.

– ¿Qué problemáticas observan en su trabajo en el territorio?

– Nosotros advertimos una ausencia del estado municipal en el mantenimiento de los servicios básicos como alumbrado o limpieza. El alumbrado es muy importante porque genera toda la otra problemática de la delincuencia y mucho peor, la delincuencia juvenil.
Hay muchos chicos en la calle, muchos chicos en esa situación de vulnerabilidad y de abandono; no es que no tengan familia sino que se mueven de ese lugar, vemos hambre, pobreza, falta de recursos, y lo que maravilla es que, ante esta ausencia del Estado, uno encuentra en el medio, a estos actores anónimos, mujeres o familias que deciden desde el punto de vista de la solidaridad, contener a estos niños y familias en situación de vulnerabilidad.
Es emocionante. Y emociona ver cómo entre ellos mismos se van ayudando, con un espíritu solidario impresionante. En esas situaciones lo que surge es colaborar.
Desde el Observatorio vamos a acompañar desde el punto de vista solidario para poder colaborar en esta situación. De hecho estamos por iniciar algunas campañas solidarias para poder ayudarlos.
Otro tema recurrente es respecto a Transpuntano, al transporte público de pasajeros, la modificación de los recorridos con el perjuicio que genera el hecho de tener que tomarse dos colectivos para llegar a destino, u otras veces el hecho de quedar excluídos de los recorridos teniendo que caminar varias cuadras para poder tomarse un colectivo. También los afecta la baja cantidad de unidades que están circulando actualmente lo que hace que el tiempo, la periodicidad sea muy amplia; y la dificultad para poder obtener el boleto estudiantil gratuito porque el trámite para su obtención se ha puesto a cargo del usuario, antes lo hacía la misma empresa Transpuntano. La complejidad del procedimiento hace que mucha gente quede excluída del beneficio, simplemente por no saber cómo gestionarlo.

Dejá tu comentario

Tal vez te interese