/

El de Chacur, un teléfono más inteligente que los diputados

3 minutos de lectura

Los diputados del bloque oficialista repudiaron una publicación periodística del diario digital El Chorrillero, que lo único que hizo fue poner en evidencia que la Jefa de Gabinete, Natalia Zabala Chacur tiene entre sus manos cada vez que habla o mira la pantalla de su celular el equivalente a 18 planes de Inclusión hechos tecnología.

En realidad, tal vez sean 19 en función de la cotización semanal del dólar, no obstante sirve para ver cuáles son las prioridades de los diputados del bloque oficialista.

No cuesta más porque esté en las manos de una mujer.

Cuesta más porque tal vez se pueda sincronizar con el smart watch que luce en su mano izquierda y que podría sumar otros 6 planes de inclusión mínimamente.

Da lo mismo en qué mano esté.

Esta vez fue en las suyas, pero puede ser en las de cualquier otro funcionario de Terrazas al que le guste sentirse parte de la elite que usa wearable technology.

Cuesta lo mismo. Y a esta altura casi que da lo mismo.

Pero tuvo mucho valor para poder desnudar las prioridades de los diputados oficialistas.

Los anónimos diputados oficialistas que no se encargan de estudiar y modificar el presupuesto provincial 2021 para ayudar a los comerciantes antes de que muchos de ellos tengan que bajar los brazos porque se les fundió el negocio.

Son los diputados oficialistas para quienes no es una prioridad la compra de un avión hidrante que le ayude a los bomberos en esa desigual lucha contra el fuego que vienen librando desde hace años.

Los mismos que tampoco fueron capaces de defender ante el Gobierno provincial la propia ley que votaron para darle cobertura médica, económica y legal a los bomberos que arriesgan sus vidas en cada incendio.

Son los diputados oficialistas los que no fueron capaces siquiera de cumplir su labor legislativa para garantizar la conformación de organismos institucionales tales como el Tribunal de Cuentas provincial, dejando al Ejecutivo sin contralor.

Son los mismos diputados que no han aportado un proyecto de su propia autoría que ayude a los ciudadanos en estos tiempos de pandemia o para la reactivación económica provincial.

Tal es así que estos diputados del oficialismo provincial se parecen más a empleados categorizados de Terrazas del Portezuelo, que a hombres y mujeres elegidos por el pueblo puntano para legislar en post de sus intereses.

Sus prioridades apenas asoman la nariz unos centímetros más allá de lo que escuchan en los pasillos de Terrazas del Portezuelo.

No es el teléfono, son las prioridades.

La foto que tomó El Chorrillero y cuya publicación fue repudiada por Diputados.