¿Quién se queda con Potrero si Orlando no es candidato?

4 minutos de lectura

El presidente de «Todos Unidos» e intendente de Potrero de los Funes, Daniel Orlando es uno de los nombres con mayor peso político en ese espacio.
Su gestión el frente de esa localidad turística le ha valido el reconocimiento más allá del ámbito estrictamente político. Las mediciones que circulan en los escritorios de numerosos dirigentes de distintos sectores siempre interesados en observar qué está pasando en la arena política son coincidentes en el reconocimiento a su gestión y su buena imagen. Lo que reflejan esos sondeos es la opinión de vecinos y no sólo de Potrero de los Funes, sino del departamento Pueyrredón. Seguramente muchos de ellos son quienes cada fin de semana durante la temporada turística le dieron vida a las calles y los comercios de esa localidad, y se fueron con una muy buena imagen del pueblo.
Este escenario le ha abierto a Orlando una variante de especulación interesante: ¿y si no fuera por su reelección al frente de la intendencia? ¿Y si en cambio se inclinara por una candidatura a diputado nacional?.

En la lectura del escenario local de Potrero aún no se ha definido si Damián Gómez será el candidato del oficialismo provincial o si será el reconocido dirigente peronista Beto Díaz, y hasta incluso hay quienes piensan que el actual ministro de Educación, Andrés Dermechkoff podría ir por su revancha en Potrero de los Funes luego de haber sido candidato a concejal en primer término pero no haber logrado ingresar. En esa competencia además estarán Ignacio Olagaray, el dirigente del espacio de Claudio Poggi, Tomás Sarmiento por el Movipro, y el candidato de Tercera Posición que sería Estanislao Agúndez, hijo del ex senador nacional, Jorge «Pupa» Agúndez.

Esta página ha señalado anteriormente que en el grupo dirigencial en el que se mueve Orlando hay quienes consideran que en el 2021 no se deberían presentar candidaturas, sino que se debería priorizar la discusión política de cara al 23; pero también están quienes consideran que es necesario jugar en todos los distritos o cargos en los que se armen candidaturas firmes, con dirigentes que verdaderamente representen los intereses de ese espacio.
A ese sector pertenecen mayoritariamente quienes creen que Orlando tiene cintura como para aspirar por un cargo de proyección provincial, aún cuando su postulación a la intendencia parecía una fija. No obstante, entre quienes no creen necesario armar candidaturas para el 21, también coinciden en que Orlando podría decidir por cualquier de la variantes
Y hay otra, que sólo la manejan sus más íntimos. Daniel no será candidato a nada, dicen. Y se permiten exagerar: ¿Por qué no te lo imaginás haciendo política para su partido, o para la gente, pero sin cargo alguno?.

Esta página le consultó a Orlando sobre estas especulaciones. Su respuesta textual fue: «no descarto ninguna posibilidad».